#19S: las búsquedas de los capitalinos en Google

  • Publicado en Animal Político

Si fue algo parecido a lo que vivimos nosotros, probablemente sentiste terror. Terror de que se cayera el lugar donde estabas, de no poder salir a tiempo y poco después, terror de que se hubieran caído los edificios donde estaban las personas que amas. Terror de que la ciudad hubiera quedado destruida. Pánico de que no entraran tus llamadas; de no saber si tu casa estaba de pie. Después, probablemente tristeza. Mucha tristeza. Ganas de ayudar; desesperación por ayudar. ¿Sigues sintiendo que tiembla todo el tiempo? ¿La alarma de tu coche te genera un ataque de ansiedad? ¿Estás durmiendo mal? Nosotros también.

En un esfuerzo por entender qué nos pasó a los ciudadanos de esta ciudad en esos días, qué nos sigue pasando y qué estamos sintiendo le preguntamos a ese ser omnisapiente que es Google. ¿Qué buscaron los chilangos antes durante y después del temblor? Intentamos usar las búsquedas de google como una ventana a nuestro estado emocional.

¿Qué estábamos buscando antes del temblor? ¿Durante? ¿Después?

Del 5 al 6 de septiembre las 5 búsquedas “en aumento” de Google trataban también de otro tipo de tragedias: el huracán Irma amenazaba a Florida y el Caribe, Trump a los “Dreamers” y al DACA que les permitía quedarse en Estados Unidos; Animal Político había publicado la escandalosa red de la “Estafa Maestra”.

El 19 y el 20 todo era el temblor. Queríamos urgentemente noticias de la escuela Enrique Rébsamen, de los esfuerzos para rescatar ahí a los alumnos y maestros sepultados en el derrumbe.

El 23 de septiembre sonó otra vez la alerta sísmica en la Ciudad. Infarto al corazón. Los chilangos buscaron ese día y el siguiente si en efecto, había temblado y cosas relacionadas con el regreso a clases de las escuelas que estaban cerradas.

Sismo, Temblor y Terremoto

¿Cómo sabemos si una búsqueda en Google está siendo impulsada principalmente por el temblor? Una opción es ver el patrón en el tiempo de búsqueda de palabras evidentemente relacionadas con el sismo y comparar ese patrón con el de otro tipo de búsquedas. Viendo las búsquedas de los últimos 90 días podemos ver, por ejemplo, que las palabras sismo, temblor y terremoto son especialmente buscadas el 8 de septiembre, el 20 de septiembre y el 24; un día después de los tres temblores de septiembre.

¿Qué buscamos en Google a causa del temblor, entonces? Buscamos maneras de ayudar, literalmente. El día más popular para la búsqueda “Como ayudar” fue el 20 de septiembre, al igual que para “Centros de acopio y “Donar”.

Teníamos miedo, buscamos ese día “Edificios colapsados”, pero también buscamos “Topos”.


Queríamos noticias de las colonias que sabíamos estaban particularmente dañadas; “Roma”, “Condesa”, “Xochimilco”.

¿Qué estaban haciendo las autoridades y por qué no era suficiente? También queríamos saber.
El 20 de septiembre ha sido el día que se ha buscado más a “Mancera” desde hace 3 meses, para EPN, el efecto fue mucho más sutil.

¿Cómo nos sentimos después?

Nosotros y la gente que nos rodea hemos experimentado ansiedad, insomnio y depresión desde qué tembló, pero no pudimos encontrar evidencia en las búsquedas de Google de que eso le ocurrió a muchos de los capitalinos. “Insomnio”, “ansiedad”, “depresión” parecen no haber sido modificadas mucho por el sismo.

Sin embargo, hay otras búsquedas que nos dejan entrever que la “normalidad” de los días siguientes no era tan normal.

Queríamos garantías de que esta destrucción no iba a volver a ocurrir, de que el mundo no se iba a acabar. Búsquedas como “Apocalipsis” y “Fin del Mundo” aumentaron, particularmente después de la réplica del 23 de septiembre.

Ni “insomnio”, ni “pánico” ni “infarto”, vaya, ni siquiera “terapeutas” o “terapia”, después de la inverosímil réplica del 23 de septiembre lo que buscamos fue “Nostradamus”. El sismo del 19 y la réplica el 23 era demasiado para creerse. Nadie nos culparía por pensar que era fin del mundo.

¿Cómo te repones de una experiencia así? ¿Qué te hace pensar? ¿Cómo te afecta? Si algo muestran las búsquedas de google es que fuimos rápidos en ofrecer ayuda incondicional, tal vez ahora es momento de pedir ayuda para lidiar con las secuelas del temblor.